Loquillo

¿Te gusta el metal? Estas viñetas son para ti (segunda parte)