Favorito

Si creías que al menos un tatuaje era para siempre, te tenemos malas noticias

Eres de esos despechados, que cree que algo tiene que ser para siempre. Decides entrar a una tienda donde hacen tatuajes, pasas por ese doloroso proceso pero estás feliz porque por fin tendrás algo que va estar ahí para siempre.

Problema: hasta esas marcas que te haces en tu cuerpo tienen una fecha de caducidad. 

Aquí una galería de esta triste historia.

Share
Tweet
Stumble
Pin It
Email
  • -
  • Votar
  • -
Share
Tweet
Stumble
Pin It
Email

Lo que sigue en Loquillo

Dos chicas y un bote
Comentarios - Mostrar - Ocultar