Loquillo

Y en el entrenamiento de Brasil